La sangría de despidos en medios no se detiene y atenta contra el trabajo y la Libertad de Expresión

Ayer hicimos un repaso sobre la avanzada que los autodenominados empresarios de medios continúan llevando adelante contra los derechos laborales de los trabajadores de prensa, siguiendo la lógica gubernamental que impone de manera implícita una terrible flexibilización laboral.

Esto ocurre en todos los sectores del trabajo, y en nuestra actividad tiene el agregado de que los tres poderes del Estado actúan en complicidad en detrimento de la principal garantía constitucional en materia de información veraz, plural, y democrática: la Libertad de Expresión.

La política oligopólica de esta administración ha repartido los beneficios e impunidad entre cuatro holdings, que obviamente devuelven las gentilezas con un absurdo discurso único que manifiesta en otras palabras un eslogan que ya hemos escuchado en otras épocas: “estamos mal pero vamos bien”.

En el último posteo mostramos como el SiPreBA hizo un resumen de la situación dramática que se vive en diferentes medios y los invitamos a reveerlo. La masiva sangría de despidos se da a través de despidos directos, vaciamientos, retiros voluntarios, y hasta bajas salariales, tal el caso de Radio Del Plata, con la precarización que eso conlleva.

De este modo se está generando una masa de desempleados que frente a la necesidad y desesperación busca empleo bajo cualquier condición: en negro, con cobros fuera de convenio, freelance, etc., que arroja los salarios a una baja sin fondo. Algo que ocurre si es que se tiene la posibilidad de conseguir algo a modo de changa, porque todos los días nos enteramos que alguna firma dedicada a las comunicaciones cerró las persianas o achica sus plantillas laborales.

Lo increíble es que en la mayoría de esas empresas, especialmente en los grupos que ha privilegiado el gobierno de la Alianza Cambiemos (PRO-UCR-CC/ARI), las ganancias y utilidades crecen desde diciembre de 2015. Sea por incremento de la pauta oficial o libre albedrío para cesantear a diestra y siniestra, mientras amplían sus emporios o fusiones y negocios con compañías extranjeras, tal es el caso de Clarín, o adquiriendo radios, canales y medios escritos de todo tipo, como por ejemplo Indalo Media, que caen en desgracias generadas para ser desguazadas y así imponer convergencias, multitareas y todo tipo de violación a las normativas vigentes.

El Sindicato de Prensa de Buenos Aires, con su rama Interradial, y junto a todos los gremios hermanos: la FATPREN (Federación Argentina de Trabajadores de Prensa), la CISPREN (Círculo Sindical de la Prensa y la Comunicación de Córdoba), el SPR (Sindicato de Prensa de Rosario), APSA (Asociación de Prensa de Santa Fe), la ATP (Asociación de Prensa de Tucumán), el Sindicato de Prensa de Mar del Plata, y la FETRACCOM (Federación de la Cultura y la Comunicación) siguen en Estado de Alerza frente a esta avanzada que parece no tener fin, y así como hoy se reúne en un Plenario Abierto de Delegados y Trabajadores/as de Prensa, mañana estará apoyando a los compañeros de la AM 1030 que los Ferreyra y Acosta intentan vaciar, en las puertas de la sede de Relaciones Laborales del Ministerio de Trabajo en Callao 114.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: