Sigue el reclamo por salarios dignos al empresario Víctor Santa María en Página/12

victor-santa-maria-fontevecchia

Si dudas Víctor Santa María, el Secretario General eterno del SUTERH y titular del Grupo Octubre que adquirió Página/12 allá por febrero de este año, aprende rápido de otros CEOs de medios que ningunean trabajadores de prensa como Jorge Fontevecchia.

Luego de la miserable paritaria (si se la puede llamar así) de prensa escrita que firmó entre gallos y medias noches la burocracia de la UTPBA y las cámaras empresarias con la anuencia de un Ministerio de Trabajo propatronal, el reclamo de todas las redacciones por salarios dignos fue unánime. La del matutino que crearon Sokolowicz y Lanata en los ’80, fue una de las más activas, y a pesar de ello, hasta ahora recibió el absoluto desprecio por parte del dirigente sindical convertido en empresario que viene administrando sus empresas con mano de hierro.

A principio de mes les contamos como Santa María mostró su verdadera cara y dejó caer la careta de gemialista para imponer en el diario de las famosas portadas el mismo esquema antiobrero  que desarrolló desde el comienzo en la AM 750 y resto de firmas que componen su holding. Poco le importaron los pedidos de la Comisión Interna para tener contacto directo con él, los paros, el Veredazo y la medida de fuerza que sigue hasta mañana domingo, y que tiene que ver con un extenso quite de firmar que se viene ampliando frente a la intransigencia sin parangón del además diputado del Parlasur.

Luego del pedido de la contradictoria patronal para que Jorge Triaca dictara la Conciliación Obligatoria y dormir la crisis, la representación del SiPreBA emitió otro comunicado donde explica la situación actual y su plan de lucha, lo reproducimos:

Ante la falta de respuestas del Grupo Octubre, que recurrió al Ministerio de Trabajo para intentar planchar nuestro reclamo, continuamos el quite de firmas hasta el domingo.

Los dueños de Página/12 se presentaron una vez más en el Ministerio de Trabajo con las manos vacías. Mientras desde el diario informamos sobre reclamos por reapertura de paritarias y bonos de fin de año, los enviados del Grupo Octubre, por tercera semana consecutiva, no ofertaron un centavo para mejorar el 24,9 por ciento de aumento anual que pretenden aplicarnos. También pidieron y obtuvieron del gobierno de Macri, siempre amable con los patrones, la extensión de la conciliación obligatoria hasta el martes próximo. Como respuesta, desde la asamblea resolvimos ayer continuar con el quite de firmas hasta el domingo, solicitar a columnistas y jefes la más elemental solidaridad con sus compañeros mal pagos y exhortar a los autores de notas de opinión -que en su mayoría trabajan gratis- para que se abstengan de enviar artículos mientras quienes hacemos todos los días Página/12 peleamos legítimamente por salarios dignos. 

El grupo empresario que encabeza Víctor Santa María pretende pagarnos la paritaria más baja de la Argentina: 27% en trece meses (24,9% anualizado) más 3000 pesos no remunerativos. Es lo que firmó la cámara AEDBA, que Página/12 comparte con Clarín y La Nación, con la Unión de Trabajadores de Prensa de Buenos Aires (UTPBA), una cáscara vacía con personería gremial que permite a los patrones simular una negociación inexistente para imponer un aumento que destruye los salarios.

Todos los intentos de iniciar una negociación superadora de ese no-acuerdo, que está a casi 20 puntos de la inflación interanual, chocaron con la negativa tajante de la empresa, hoy en manos del Grupo Octubre que dirige Santa María. Ante las primeras medidas de fuerza, que no pusieron en peligro la salida del diario, el secretario de estadísticas de la CGT recurrió al gobierno de Macri, que en junio dictó la primera conciliación obligatoria. Sus voceros no hicieron ninguna oferta durante el mes que duró aquella conciliación y tampoco en los tres meses siguientes, durante los cuales volvimos a apostar al diálogo. Cuando retomamos las medidas volvieron a apelar al ministerio de Jorge Triaca invocando “huelgas injustificadas” (sic) para intentar planchar nuestro reclamo.

Ayer se cumplieron tres semanas de la nueva conciliación obligatoria. La estrategia patronal, con dos gerentes y un abogado como caras visibles, no es otra que ganar tiempo simulando ante una funcionaria del Ministerio de Trabajo una supuesta voluntad de negociación. A siete meses del inicio de los reclamos, el inefable Carlos Prim pidió ayer “propuestas concretas” para transmitir a sus mandantes, como si ese fuera el problema. Desde la Comisión Interna sugerimos alternativas para acercarnos al promedio de las paritarias. Los enviados de Santa María se comprometieron a “llevarlas al seno de la sociedad para analizarlas y traer una respuesta” el próximo martes, cuando concluya la conciliación.

Durante la última semana más de un centenar de redactores, editores, fotógrafos y mal llamados colaboradores, léase trabajadores precarizados, publicamos nuestras notas y fotos sin los créditos habituales. No es una medida de fuerza sino el ejercicio de un derecho individual (ninguna norma ni contrato obliga a firmar) para que los dueños de Página/12 tomen nota del rechazo que genera su destrato e indiferencia. El próximo lunes volverán las firmas al diario porque para ese día está previsto el lanzamiento de la nueva página web, un demorado avance que todos valoramos y celebramos. De la respuesta que recibamos el martes dependerá cómo sigue esta historia.

Comisión Gremial Interna de Página/12, 10 de noviembre de 2016

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: