El impune Cristóbal López vacía el Herald con aval del Ministerio de Trabajo

herald

Paradójicamente, así como la histórica movilización de trabajadores de prensa de todo el país en esta capital, bautizada como el 8J cuando ya eran más de 2 mil los despidos en el sector, era reflejada en la tapa del Buenos Aires Herald, en estas horas tenemos el lamentable deber de contarles que la publicación fundada en esta ciudad en septiembre de 1876 está en vías de extinción.

Este otro nuevo vaciamiento cuenta exactamente con los mismos protagonistas de la debacle que forma parte de un plan sistemático de ajuste de empresas que juega en favor de maximizar las utilidades de sus polémicos propietarios en detrimento de los intereses de los trabajadores.

Otra vez el desguazador serial Cristóbal López y su socio Fabián de Sousa, con la poco vergonzante complicidad del Gobierno nacional que se va convirtiendo en costumbre, dejan a otro medio al borde de la desaparición. Ya se oficializó que el Herald ya no saldrá todos los días, sino que sólo se imprimirá una vez a la semana y seguramente mantenga con sólo cinco empleados el portal digital también elaborado en inglés.

Como informó el blog Señales el viernes la redacción del matutino estaba en estado de shock. Periodistas, editores y diseñadores gráficos recibieron la noticia de que la mayor parte del personal de la redacción perdería sus puestos de trabajo. Varios de ellos fueron llamados al departamento de recursos humanos, en la sede Ámbito Financiero, y les ofrecieron una indemnización.

Son 30 las personas que van a quedar en la calle, más del 70 % de la plantilla laboral. Como de costumbre la excusa de la patronal, conformada en un 60 por ciento por INDALO Media y otro 40 % por Orlando Vignatti, es que la salida diaria tiene un costo de 3 millones de pesos que los dueños no están dispuestos a invertir. Parece que nada importa que la administración anterior le haya permitido evadir impuestos a López y De Sousa por valor de 8.000 millones de pesos, ni los más de 160 millones que recibieron en materia de pauta oficial.

De a poco se comprende que la interacción entre empresarios dedicados a las comunicaciones y los organismos del Estado, ahora en manos del macrismo, trabajan en conjunto para utilizar el esquema de desfinanciación, en base a no entregar más publicidad gubernamental, para facilitar los ajustes e inclusive cercenar con mayor intensidad que nunca la pluralidad de voces y libertad de expresión.

Ese es el particular estilo del Ejecutivo nacional para evitar voces disonantes, y un beneficio que da vía libre a los hombres de negocios, con banderías políticas permanentemente cambiantes, para reacomodar económicamente a sus firmas expulsando asalariados e imponiendo esquemas de precarización y cesantías en base a retiros, mal llamados, voluntarios.

El Grupo Indalo Media ya había comenzado con este proyecto en el último año del mandato de CFK, cuando desafectó gente en el canal C5N y emisoras como Radio 10, que adquirió en una operación todavía poco clara, de manos de quien ha vuelto a violentar los derechos laborales también, Daniel Hadad. No olvidemos que este holding hizo lo mismo con El Ciudadano de Rosario y en CN23, dejando a más de 100 empleados sin trabajo, en otro oscuro pasa manos donde mantiene como socio al impune Sergio Szpolski junto a sus peligrosos accionistas.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: